Tuenti se vuelve a reinventar, ¿cambio estratégico para mejor?

tuentim

De Tuenti, pasó a ser Tu, Tuenti Móvil y ahora vuelve a ser desde hace unos días .Tuenti, una denominación cuyo lanzamiento ha sido acompañado por nuevos servicios que buscan “romper la dinámica general del mercado”. La más relevante es que llegará por fin el esperado 4G a sus tarifas, todo ello con una imagen 100% renovada.

Y es que la transformación de Tuenti es digna de estudio. La que en su momento fue una de las redes sociales más importantes en España se ha convertido, principalmente, en una operadora móvil virtual. Ahora, por así decirlo, es una entidad diferente a la entidad que nació hace casi una década, con unos objetivos y una forma de operar propia. ¿Analizamos su evolución para entender el presente?

La época dorada de Tuenti

María González, editora experta en tecnología, nos cuenta que “hace ya unos años, cómo al entrar en cualquier sala de informática de libre acceso te encontrabas con que prácticamente todos los ordenadores estaban ocupados por gente navegando por Tuenti. Los colores azul y blanco eran inconfundibles. “¿Cómo es que no tienes cuenta? Te mando una invitación” era la frase más repetida a aquellos que confesaban no haberse dado de alta aún”.

Corría el año 2006, cuando Tuenti, en su versión de red social, nacía de la mano del californiano Zaryn Dentzel y comenzaba a crecer. Aportaba, eso sí, el fulgor de las start-ups de las que todo el mundo habla, pero con un talón de Aquiles que las hace vulnerables si no se venden a tiempo: que no son rentables.

Fueron esos primeros años en los que funcionaba por invitación, dotándola de un aire de exclusividad. Además, todo en castellano. El “boca a boca” hizo todo lo demás. Mientras que en el resto del mundo era Facebook la que se llevaba todos los usuarios en busca de un lugar virtual para comunicarse con sus amigos, en España fue Tuenti la que comenzó por encima. Aunque en principio el servicio iba orientado a universitarios, pronto caló también entre los más jóvenes de la población española.

Telefónica da el paso ¿equivocado?

Ya en 2010, Telefónica daba un paso determinante para la compañía, y que fue clave para entenderla tal y como es hoy día: compraba el 90% por 72 millones de euros. La operadora lo había intentado antes en el terreno de lo social con Keteké, que resultó ser un desastre. Invirtieron 10 millones de euros en crear algo complicado de describir que incorporaba algunos componentes de éxito de la época, como un juego estilo Second Life, y que en España promocionaba Paris Hilton.

Pero lo cierto es que con la compra de Telefónica Tuenti cambió para siempre. La operadora española tenía unos planes y estos no tardaron en verse: vieron que sus usuarios se hacían mayores y se enganchaban a Instagram o a WhatsApp. Telefónica comprendió que Tuenti no podía ser cosa de chiquillos y decidió dar un vuelco para intentar rentabilizar su inversión. Así que la reconvirtió en un operador móvil virtual aprovechando que podía usar su poderosa red.

El 14 de diciembre de 2010, apenas dos meses después de su venta, Telefónica lanzaba Tuenti Móvil, donde se unía la experiencia de Telefónica en el negocio de las telecomunicaciones con la base de usuarios -principalmente joven- del Tuenti red social.

Tras la operación Tuenti se convirtió en una de las empresas de internet más atractivas en España a nivel laboral. Se contrataron a muy buenos programadores, diseñadores, comerciales, entre otros. El resultado de esta acumulación de talento se vio reflejado en el lanzamiento de una completa renovación de su página web y aplicaciones -medio red social, medio mensajería- para los principales sistemas operativos móviles. Todo ello con el objetivo de ampliar fronteras y expandirse internacionalmente.

Sus años dorados duraron aproximadamente hasta 2011, a partir del cual la popularidad de la red social fue poco a poco desmoronándose. Fue en el verano de 2012 cuando celebraban por todo lo alto haber conseguido 14 millones de usuarios registrados, pero Tuenti ya había perdido mucho tirón del que disfrutaba en el pasado.

Sus últimos coletazos, pero aún en el mobile

Como decimos, desde Tuenti no querían perder el tren de lo móvil y en 2012 desvelaron una nueva aplicación, mezcla de Whatsapp y Facebook Messenger, con la que aspiraban a establecerse como la principal forma de contacto entre dos usuarios que utilizan su red social. Tal y como desde Tuenti afirmaban, querían establecerse como “la alternativa de comunicación más sencilla, privada, segura y global”. Pero no lo consiguieron, claro.

Su apuesta entonces iba en dos sentidos: internacionalizar la empresa (sobre todo a través de la app de la que hablamos) y un nuevo rediseño, acorde a los “nuevos tiempos”. E insistían en dar datos, por entonces, de un éxito que, en el fondo sabían que estaban perdiendo: por un lado, confirmaron que 10 millones de usuarios activos utilizaban entonces su plataforma cada mes. Además, presentaron las páginas de empresa.

Pero lo cierto es que esas nuevas aplicaciones no fueron muy bien recibidas por los usuarios más fieles de Tuenti, que añoraban su red social y veían en WhatsApp una mejor forma para comunicarse desde el móvil con sus amigos. Y ese target universitario del que se presumía al principio, fue cada vez más joven, y había quien ya determinaba cada red social a una edad concreta: niños en Tuenti, jóvenes en Twitter y adultos en Facebook.

La red social con “mantenimiento mínimo”

La semana pasada vimos una nueva renovación de la imagen. La anterior era de una red social, según ellos, y tocaba pasar página. Eso sí, Tuenti como red social no cierra, sino que la dejarán ahí con un “mantenimiento mínimo”, prolongando lo que a día de hoy parece inevitable.

¿La novedad? Según ellos mismos anuncian van a seguir centrándose en el mobile y van a permitir “a clientes de otros operadores probar nuestros servicios de valor añadido de telefonía en la nube, incluso antes de contratarlos con nosotros. Se trata de una propuesta inédita que permite a los usuarios probar nuestros servicios sin necesidad de cambiar de compañía, abriendo un nuevo canal “in-app”, de adquisición de posibles nuevos clientes, hasta ahora nunca visto en el sector”. Es decir, cualquiera que no sea cliente podrá probar el servicio voz digital (por VoIP) de Tuenti con 50 minutos durante un mes a partir del 23 de junio, todo ello sin necesidad de hacer portabilidad.

Para comunicarlo, la marca ha lanzado, de la mano de La Despensa, una campaña de publicidad que se desarrollará alrededor del claim ‘.Tuenti, la compañía móvil que se lo cuestiona todo’. La creatividad desarrollada busca acabar con las ideas preconcebidas que se tienen sobre Tuenti y pretenden asociar su marca a la idea de innovador operador móvil.

.Tuenti, madura la compañía con un cambio radical

tuenti

Además de la novedad de sus llamadas, la compañía ha presentado también su nueva marca, .Tuenti, con la que .T se convierte en la nueva identidad visual de la empresa. Además, apuesta por el blanco y el negro y abandona su antigua imagen azul, con un logotipo más “sofisticado”, centrado en el texto y sin ningún signo adicional.

El director de Marca Global y Marketing de Producto, Kiko Gámez, ha manifestado que “lo más importante es la evolución de la propia compañía”, ya que .Tuenti ha evolucionado “radicalmente” y ha dejado atrás su pasado como red social para “madurar como compañía que se adelanta al futuro de las telecomunicaciones”. ¿Lo conseguirá?

Imagen | Tuenti
En BlogginZenith | El “Phubbing”: mirando el móvil sin importarte quien tengas al lado

En campaña con Zenith

4 comentarios

  1. La verdad es que ha sido un cambio espectacular y para bien, porque como red social estaba en las últimas.

  2. Pues yo pienso que fue una cagada cuando la compró Telefónica, los cambios que hicieron en Tuenti, para mal, únicamente ayudaron a que toda la gente se fuera a Facebook. Su futuro como red social está muerto desde 2011, el único futuro lo veo como operadora móvil pero es que si querían tener una operadora móvil Low Cost fue una tontería haber comprado Tuenti.

  3. A mí más que reinventarse me parece pollo sin cabeza que se resiste a morir.

   

Deja un comentario

Tu correo electrónico no se verá en el comentario publicado.

Política de comentarios

Escribe tu comentario para que la comunidad pueda aprovecharlo. Los comentarios que no sean adecuados o se salgan de la temática del blog serán descartados, así como los promocionales, susceptibles de afectar a derechos de terceros, con insultos o de vulnerar las leyes.

Cuando se detecta una infracción de estas normas se podrá editar el comentario o simplemente eliminarlo, pero si la infracción es continuada, se podrá llegar a un bloqueo de la cuenta.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>