Transmedia Storytelling: ejemplos que marcan historia (II)

Para Luis Miguel Barral, investigador social, “la distancia más corta entre dos personas es una buena historia. Las marcas tienen que contar cuentos, pero modernos”. En este contexto empieza a tener fuerza el “Transmedia Storytelling” o narrativa transmedia.

Tal y como señalamos en la primera entrada, nos encontramos ante una nueva forma de contar una historia a través de diferentes soportes tecnológicos, de tal manera que la experiencia del espectador no se limita únicamente a “ver un programa”, sino a construir un universo desde diferentes puntos de vista, haciéndola más inmersiva y participativa. Una nueva manera, en definitiva, de entretenimiento. Hablamos de algunos ejemplos que han funcionado muy bien.

Casos históricos: Matrix y Star Wars

El trabajo colaborativo de los usuarios da lugar a la creación de las narrativas Transmedia, lo cual supone que éstos se sumerjan de lleno en la historia. Por tanto, el Transmedia Storytelling busca que el espectador no se limite a ser un actor pasivo, sino hacerlo partícipe. Ahora bien, como escribe Simon Sticker, “Transmedia is about the story, not the tools”  (el Transmedia se refiere a la historia, no a las herramientas).

En cualquier proyecto transmedia la historia o experiencia se despliega a través de una gran variedad de plataformas, no de forma redundante sino de forma complementaria, de modo que cada plataforma contribuya con lo que mejor sabe hacer. Hasta ahora el conocido como “entretenimiento popular” ha sido el que mejor ha explotado esos principios.

La saga de Star Wars es uno de los primeros ejemplos de transmedia, en el que no sólo generó una franquicia de películas, sino que además ha generado ventas de casi cualquier tipo de producto que van desde juguetes, artilugios electrónicos, ropa o literatura de sus universos alternos y extendidos. E incluso la creación de historias conjuntas, como la creada por Lego con esta saga.

Matrix es otro de los casos históricos. Esta saga, compuesta de 3 películas en principio, también cuenta con una decena de cortos animados, una veintena de cómics, un portal de internet y 3 videojuegos. Y continúa expandiéndose a medida que la audiencia se la apropia, creando fan fictions o fan art, fan costumes o fan theatre.

Todos cuentan la misma historia, todos eran parte del mismo universo, pero desde diferentes ángulos. Así, por ejemplo, algunos personajes que en las películas sólo veíamos un momento, en otros soportes contaban su propia historia, aclarando algunos puntos de la historia que parecían oscuros o bien que aparentaban ser sólo caprichos de los directores, haciendo que la experiencia del espectador sea mucho más intensa y profunda.

Como apunta Henry Jeckins, creador del concepto, “la realidad ya es cross plataforma, y la realidad es lo suficientemente compleja como para permitirnos tener distintos personajes, distintas historias en diferentes plataformas”. Desde luego, Matrix es, sin duda, uno de los grandes ejemplos de narrativa transmedia.

Un caso de éxito en España

Un ejemplo de iniciativa Transmedia en nuestro país son los Twittersodios de El Barco. En ellos, los fans de la serie pudieron interactuar con los personajes de la misma a través de Twitter y se les mostraba un contenido exclusivo y de valor añadido imposible de encontrar en otro lugar. Los fans tuvieron que colaborar conjuntamente para resolver las pistas y misterios que se les plantean.

Aunque parezca nuevo este tipo de iniciativas no lo son. En Estados Unidos ya hace tiempo que las series de televisión exprimen las posibilidades de Internet como plataforma para crear expectación. No tenemos más que recordar el caso de “Perdidos” y la importancia que tuvieron los internautas para que se convirtiera en una serie de culto.

El caso es “hacer ruido” en la red, crear una comunidad fiel y utilizar una de las herramientas de comunicación que más fuerza está cobrando en los últimos tiempos, Twitter. La de El barco es una iniciativa pionera que abre posibilidades para que otras series nacionales ejerciten su creatividad más allá de la televisión. Es más, se ha afirmado que ha sido una de las iniciativas que une Transmedia y televisión social más innovadoras del mundo. Solo el tiempo lo dirá.

El Transmedia Storytelling, también en la realidad

Sin embargo, no todo gira en torno a la ficción. En no ficción el mayor ejemplo de Transmedia Storytelling es la campaña de Obama en 2008: “Yes, we can. En este caso, vemos cómo se transforma esta figura política prácticamente desconocida antes de que fuera candidato a la presidencia en su primer mandato. Redes sociales como Facebook y MySpace dieron cabida a sus mensajes, YouTube para difundir los vídeos oficiales del candidato, además de poder los propios usuarios distribuir vídeos de elaboración propia. Y lo más importante: la primera campaña política que se hizo de una forma distinta a las anteriores, y es que se contaba una historia a través de una frase que lo vertebraba: “Yes, we can“.

Todos estos no son más que ejemplos de una tendencia cada vez más creciente. La serie Castle o la serie Dexter son dos buenos ejemplos también de una buena práctica transmedia. En el caso del último se ha llegado a hacer una promoción de la serie mediante un viral de una conferencia de prensa donde la policía anuncia que Dexter está actuando en la ciudad, acciones de streetmarketing donde se pinta de rojo el agua de las fuentes en los puntos marcados como escenas del crimen.

Por tanto, con la inclusión de medios digitales y redes sociales, la manera en que puede contarse una historia, se amplía enormemente. Los medios de comunicación deben atender que la nueva postura de los consumidores es todo, menos pasiva. Y quizá la narrativa transmedia se convierta en la regla a seguir, si es que ya no lo está siendo.

Imagen |noapologiesforbeingme
En BlogginZenith | Transmedia Storytelling: ¿cómo es la nueva forma de persuadir? (I)

En campaña con Zenith

Un comentario

  1. hola, deseo tres documentales que sean contados como una historia en transmedia

   

Deja un comentario

Tu correo electrónico no se verá en el comentario publicado.

Política de comentarios

Escribe tu comentario para que la comunidad pueda aprovecharlo. Los comentarios que no sean adecuados o se salgan de la temática del blog serán descartados, así como los promocionales, susceptibles de afectar a derechos de terceros, con insultos o de vulnerar las leyes.

Cuando se detecta una infracción de estas normas se podrá editar el comentario o simplemente eliminarlo, pero si la infracción es continuada, se podrá llegar a un bloqueo de la cuenta.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>