¿Qué es y cómo funciona el “thumbstopper”? DicZionario

thumb stopper (1)

El smartphone acompaña nuestro camino. Nuestro devenir cotidiano está ahora complementado por ese viaje digital que hacemos cada día y que supone descubrir nuevos contenidos en Internet. Ay, pero somos navegantes cada vez más resabiados y no todo casa con nuestro paladar.

Bombardeados por miles de mensajes publicitarios, hemos aprendido a esquivarlos. En nuestro smartphone vamos haciendo scroll, sin pararnos en… Un momento, ¿qué es esa foto tan llamativa, y ese vídeo tan sugerente? Nuestros pulgares se han detenido mientras miramos fascinados un contenido que nos ha atrapado. Hoy, en DicZionario, estudiamos el concepto de thumbstopper.

Definición de thumbstopper

En su sentido más literal, el thumbstopper hace referencia a detener nuestros pulgares. En un contexto digital, nos habla del momento en el que estamos navegando con nuestro smartphone (usamos los pulgares para ello) y vemos un contenido que llama tanto nuestra atención que paramos para ver el vídeo o el texto que nos está mostrando. Pulgares arriba, ése es el propósito de las campañas que circulan por la red: huir de la indiferencia del consumidor, que se manifiesta con ese giro dactilar que nos lleva al siguiente asunto.

Por supuesto, una de las claves para lograr este objetivo consiste en lograr una pieza totalmente llamativa. En los últimos años, las marcas se han especializado en buscar la reacción en el consumidor. A través de campañas virales, del digital signage, del marketing experiencial, del humor, pero también del escándalo y la polémica… Los instrumentos publicitarios siguen evolucionando para lograr no pasar inadvertidos, es decir, que el thumbstopper funcione como primer mecanismo de enganche.

Pero, ¿cómo podemos conseguirlo?, ¿cómo lograr que nuestros contenidos consigan captar el interés de los consumidores? Si estamos hablando de un post, que contiene texto explicativo, es importante que éste vaya acompañado de una foto o un vídeo que ilustre lo que decimos. “Una imagen vale más que mil palabras”, parece el dicho perfecto para la navegación por Internet. Hacerlo más visual significa hacerlo más atractivo y, por tanto, apostar por el thumbstopper de manera clara. Un reciente estudio de TrackMaven concluye que los post acompañados de imágenes producen un 37% más de engagement.

thumb stopper (2)

De nuevo podemos echar mano del acervo popular para hablar de la siguiente cualidad: “Si breve, dos veces bueno”, y qué curioso resulta cómo podemos aplicar estos mensajes (usados hace eones antes de la existencia de Internet) para definir un contenido llamativo y con gancho. Nuestra navegación es rápida, devoramos las páginas, por eso, los mensajes cortos y contundentes captan, con un solo golpe, nuestra atención. Los textos de menos de 80 caracteres obtendrían un 66% más de reacciones frente aquellos más largos.

Otro aspecto a tener en cuenta es el tema sobre el que trata nuestro contenido, pensado para el más efectivo thumbstopper. Y aquí, es fundamental conocer al público al que vamos a dirigir un mensaje. Si se trata de un fanático de la moda, de un amante de los libros, de la música… Adecuar el mensaje al receptor, a lo que él espera y quiere es clave para conseguir una buena respuesta por su parte. Y si buscamos un público masivo, que no se enfoque en un sector en concreto, una de las consideraciones viene de la mano de hablar de temas de máxima actualidad, que sean tendencia. Si hay un gran número de personas que busca información sobre un tema, es más fácil que recale en el contenido que ofrecemos.

Por supuesto, si estamos hablando de fotos, del impacto que ha de producir una imagen, también hay algunas consideraciones a tener en cuenta. Por ejemplo, es útil que las personas que aparezcan en la foto sean individuos reales y no modelos o actores, y que atiendan al target al que nos dirigimos. En esa misma línea, resulta muy práctico ver a esas personas “normales” interactuando con el objeto, la app o la experiencia que se quiere vender. De igual forma, resulta relevante que esa imagen concuerde exactamente con el valor o la idea que nuestro mensaje quiere transmitir.

No podemos olvidar que un buen mensaje thumbstopper es viral. Es decir, el éxito está en conseguir que sean los propios usuarios los que compartan el contenido, dotándole así de una relevancia e interés que la marca difícilmente conseguiría. Partimos de la base de que esas personas que comparten la información son “neutrales” y no tienen interés comercial en la publicidad del producto, por lo que es más fácil captar la simpatía de otros consumidores si los que perciben como semejantes.

En el estudio ‘Facebook, the thumb is in charge journey’ la empresa muestra su interés por construir contenido teniendo en cuenta las interacciones que los usuarios hacen con su smartphone y sus pulgares, los dedos que “manejan” su viaje por Internet. Así, el documento nos explica la importancia de los móviles, un dispositivo que usan 258 millones de personas en Estados Unidos y con el que pasamos, de media, 174 minutos al día. Para los desarrolladores de Facebook el futuro del m-commerce es clave para la economía de las marcas y redunda en tres factores: conocer el viaje que hace un consumidor desde que ve un objeto hasta que lo compra; pensar en personas y no en anuncios; y diseñar para los pulgares, para hacer una navegación mucho más cómoda.

Algunos ejemplos

El thumbstopper es un concepto de moda en el mundo del marketing y engloba todo tipo de experiencias, pues hace referencia a los instrumentos que llaman la atención del consumidor.

En Twitter, esta palabra conforma uno de los hashtags más utilizados, pues sólo por el hecho de nombrarlo, el emisor ya parece estar diciéndonos que el contenido que quiere compartir es de nuestro interés y tendremos que detenernos sobre él. Eso sí, para que el thumbstopper funcione, no basta con decir que esa foto o mensaje es muy atractivo, se necesita refrendar con hechos para que la confianza del receptor no se vea traicionada.

Cuando hablamos del uso del thumbstopper, no sólo hacemos referencia a productos comerciales, las redes sociales se han convertido en un escaparate perfecto para que las campañas sociales lleguen a la audiencia. Siempre, claro está, a través de mensajes llamativos e impactantes.

#WomenNotObjects pone el foco, precisamente, en la cosificación que hemos visto muchas veces en publicidad en relación con la mujer. Se trata de una iniciativa de la empresa de publicidad Badgers and Winters que denuncia la imagen de las féminas como objeto con fines comerciales. Usa algunas de las características que hemos comentado sobre los thumbstopper, como es el hecho de focalizar en un tema candente y de alto interés, y nos muestra un vídeo con mujeres que miran directamente a cámara, interpelando al espectador.

En la misma línea de denuncia, la campaña #WhoWillYouHelp también se convirtió en viral. Su creador fue el gobierno de Ontario y buscaba concienciar socialmente sobre los abusos sexuales.

Usar personajes populares se transforman en una estupenda forma de llamar la atención sobre un vídeo. Y más si están tan de actualidad como los protagonistas de la serie de ficción más en boga del momento. ¿Alguien dijo ‘Juego de Tronos? El año pasado, este vídeo en el que algunos de los actores cantaban con Coldplay en la ficticia creación de un musical sobre la serie, traspasó fronteras, convirtiéndose en todo un thumbstopper. Su propósito era recaudar fondos para la ONG Comic Relief.

Para terminar, nos hacemos eco de uno de los ejemplos de thumbstopper más recientes. La expectación levantada por el estreno de la película ‘Buscando a Dory’, la secuela de la popular ‘Buscando a Nemo’, ha hecho que un clip sobre el personaje protagonista obtenga más de seis millones de reproducciones en tan solo dos días.

Internet es un gran escaparate en el que los mensajes publicitarios se suceden sin parar. Todos quieren captar la atención del receptor; pero sólo unos cuantos lo conseguirán de forma masiva. Ellos serán los auténticos thumbstopper.

Imagen | Pixabay

En BlogginZenith | ¿Ha llegado ya la hora del “voice” marketing?

 

 

En campaña con Zenith

Un comentario

   

Deja un comentario

Tu correo electrónico no se verá en el comentario publicado.

Política de comentarios

Escribe tu comentario para que la comunidad pueda aprovecharlo. Los comentarios que no sean adecuados o se salgan de la temática del blog serán descartados, así como los promocionales, susceptibles de afectar a derechos de terceros, con insultos o de vulnerar las leyes.

Cuando se detecta una infracción de estas normas se podrá editar el comentario o simplemente eliminarlo, pero si la infracción es continuada, se podrá llegar a un bloqueo de la cuenta.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>