Prime time, ¿por qué el Ministerio de Sanidad pide un cambio de horarios?

primetime-reloj2

A vueltas con el prime time. ¿Qué tiene esta franja que tantos dolores de cabeza da a espectadores, instituciones y canales de televisión? En principio, no debería de ser problemática, el prime time es el momento del día en el que mayor número de personas se reúne en torno al televisor (según cálculos, casi  20 millones de españoles), cuando buscan un momento de entretenimiento y relax antes de irse a la cama.

Pero lo cierto es que el horario en que comienza el programa estrella de una cadena se ha ido retrasando hasta empezar cada vez más tarde, provocando que los espectadores o bien tengan que trasnochar, o bien se queden sin ver el final del capítulo de su serie favorita. Esta circunstancia incluso ha provocado la intervención del Ministerio de Sanidad, que pide un adelanto del horario. ¿Por qué el prime time se ha convertido en un problema?

El prime time se retrasa, ¿por qué?

Una de las causas principales que se esgrimen cuando se habla de los horarios tardíos del prime time es la manera en que están establecidas nuestras rutinas sociales. En nuestro país, son muchos los que terminan de trabajar más allá de las ocho de la tarde, por lo que, cuando quieren llegar a sus casas, después de haber realizado otros recados o actividades, (o sufrir esos interminables atascos de las grandes ciudades), cuando acaban sus tareas domésticas, cuando han cenado… son las 22:30 de la noche, precisamente, cuando empieza el prime time. Por eso, muchos explican que es imposible que las televisiones cambien sus parrillas mientras no se racionalicen el resto de horarios y se ajusten a un modelo europeo.

prime time-hormiguero

Otros explican que la situación actual se debe a la estrategia de las cadenas, que obtienen unos datos de share mucho más boyantes que los que conseguirían si sus programas estrellas acabasen antes. El concepto de share juega un papel principal, las cifras hablan de qué porcentaje de espectadores ha visto tu programa, entre los que en ese momento estaban viendo la televisión. Ahora, encontramos espacios televisivos que pueden terminar alrededor de las 2 de la mañana.

Cuando los canales vieron la necesidad de que su prime time empezara más tarde, tuvieron que cubrir el hueco, la franja llamada access prime time, con otros espacios. Pues bien, ahora muchos de esos programas, como ‘El Hormiguero’, son auténticos exitazos de los que los canales no quieren prescindir. Además, si estiran sus contenidos, les pueden servir para dinamitar las audiencias del arranque de los espacios de la competencia.

Con este panorama en el que tantos intereses económicos están en juego, ¿es posible de verdad que cambie la tesitura?

La petición del Ministerio de Sanidad

De manera cíclica, instituciones y usuarios reclaman unos horarios más racionales para el prime time en televisión. La última de estas iniciativas la ha llevado a cabo el Ministerio de Sanidad, que el pasado 1 de marzo hacía pública una nota de prensa en la que pedía a las cadenas que adelantaran sus programas estrella con el fin de conseguir una racionalización de horarios. El hecho de obligar a los espectadores a trasnochar para terminar de ver un programa de televisión perjudica la calidad de su sueño y, en definitiva, tiene consecuencias negativas para la salud.

prime-time-reloj

Esta iniciativa está en la línea de lo aprobado por el Parlamento español el pasado mes de diciembre. La Comisión Mixta de Control Parlamentario de RTVE se hizo eco de una propuesta de CiU que demandaba precisamente que se adelantara el final de las emisiones de los programas nocturnos (lo que supone acortar la duración de los mismos o adelantar su inicio).

Hace un año, el Consejo de Ministros aprobó el Plan Estratégico de Igualdad de Oportunidades. Se trataba de trabajar en pos de un cambio de horarios en nuestra sociedad, con el fin de acercarnos al modelo europeo y conseguir una mejor conciliación entre vida laboral y familiar. Uno de los puntos que trataba este Plan, expresado por la entonces Ministra de Sanidad, Ana Mato, era una petición a las televisiones para adelantar la franja del prime time.

De igual forma, las asociaciones de espectadores se sumaron a esta petición y tanto AUC (Asociación de Usuarios de la Comunicación) como ATR (Asociación de Telespectadores y Radioyentes) destacaron la importancia de conseguir un auténtico compromiso entre todos los actantes para solucionar esta situación. AUC pidió expresamente una actuación más seria por parte del Gobierno, al que solicitó que “propicie un acuerdo de responsabilidad corporativa por parte de todos los operadores, en el que éstos se comprometan a adaptar sus parrillas teniendo en cuenta el papel tan importante que la programación televisiva desempeña en el reparto del tiempo y en los hábitos horarios de los ciudadanos”.

A todo esto, hemos de sumar la lucha de ARHOE (Asociación para la racionalización de los horarios españoles) que, desde hace años, a través de su Comisión Nacional, viene pidiendo un cambio de modelo, y no sólo hablamos de televisión, sino de los hábitos sociales en su globalidad. Su objetivo es que los horarios en España se acompasen al del resto de los países de la Unión Europea. Para ello, entre otras medidas, solicita que la jornada laboral termine a las seis de la tarde.

TVE, dando ejemplo

Si queremos sentar precedentes entre las cadenas de televisión, tal vez debería de ser precisamente el ente público quien diera ejemplo y tomara las medidas que el Gobierno solicita. En las últimas semanas, estamos viendo muchos pasos en este sentido.

prime time-mdt

El pasado 9 de marzo, TVE anunciaba que adelantaba su horario de prime time y, por tanto, la emisión semanal del capítulo de ‘El Ministerio del tiempo’ a las 22:00, casi tres cuartos de hora en relación a los espacios de las cadenas privadas. A partir de ese día, todos los programas de prime time se han acoplado al nuevo horario. De esta forma, se intenta también ganar el favor de unos espectadores que, sin duda, ven esta medida como algo muy positivo.

En esta línea, tenemos también la iniciativa del ente público de colocar un distintivo en la esquina superior de la pantalla cuando los programas terminan antes de las doce la noche, un hecho que motiva a muchos espectadores a quedarse viendo ese programa y disfrutar un contenido completo sin tener que trasnochar. Otras cadenas están siguiendo esta estrategia, Antena 3, por ejemplo, protegió el estreno de su serie ‘Bajo sospecha’ y no emitió ni una sola pausa publicitaria. Así, también pudo acabar la emisión antes de la medianoche y lucir tan llamativo distintivo.

¿Estamos ante el comienzo del cambio? Como hemos venido comentando, muchos intereses económicos se encuentran tras la situación que vivimos, pero un auténtico esfuerzo por parte de las cadenas, puede conseguir que ver la televisión no siga siendo una actividad que nos obligue a pasar sueño.

Imagen | Pixabay: markusspiske, Pixabay: obpia30, RTVE, Antena 3
En BlogginZenith | ¿Qué es y cómo funciona el Prime Time? DicZionario

En campaña con Zenith

3 comentarios

  1. Pingback: Prime time, ¿por qué el Ministerio de Sanidad pide un cambio de horarios? | Blog Economia3

  2. Ojalá todas las cadenas se aplicaran y adoptaran un adelanto del prime time.

  3. Estoy enganchada a la serie, lo reconozco. Hacía tiempo que no me enganchaba así, y menos para TVE.

   

Deja un comentario

Tu correo electrónico no se verá en el comentario publicado.

Política de comentarios

Escribe tu comentario para que la comunidad pueda aprovecharlo. Los comentarios que no sean adecuados o se salgan de la temática del blog serán descartados, así como los promocionales, susceptibles de afectar a derechos de terceros, con insultos o de vulnerar las leyes.

Cuando se detecta una infracción de estas normas se podrá editar el comentario o simplemente eliminarlo, pero si la infracción es continuada, se podrá llegar a un bloqueo de la cuenta.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>