La ley se pone dura con la publicidad encubierta en televisión: ¿qué, cómo y por qué?

robin-publicidad

Una de las funciones principales que cumple ese electrodoméstico en forma rectangular que preside nuestros salones (y cocinas, y dormitorios…) y ante el que nos sentamos cada noche a disfrutar de un rato de relax, es la de vendernos productos. La publicidad es uno de los motores fundamentales de la televisión. Y la ley marca ciertas pautas sobre cómo ha de realizarse su emisión de manera correcta.

En nuestro país, la publicidad encubierta en este medio de comunicación está siendo perseguida, cada vez de una manera más contundente, en los últimos años. ¿Qué significa publicidad encubierta? ¿Qué dice la ley al respecto? ¿Cuáles son los últimos casos que encontramos en nuestro entorno? A continuación, un pequeño repaso por los acontecimientos más recientes.

Publicidad encubierta, ¿qué marca la ley?

La publicidad encubierta es una manera de promocionar productos dentro de un espacio televisivo en el que se está ofreciendo información, ficción o entretenimiento. Hay una diferencia muy clara entre el contenido televisivo y los cortes para publicidad, pausas en las que muchos espectadores dejan de prestar atención al mensaje que aparece en pantalla. Los anunciantes no quieren perder el interés de la audiencia. Por ello, una estrategia publicitaria cada vez más socorrida es la de hacer que los actores y presentadores de un determinado espacio presenten productos dentro del programa y/o serie en emisión.

publicidad-calleja

De esta forma, se consigue mayor cercanía con el espectador. Ver a su presentador favorito hablando de una marca genera más reconocimiento y confianza y se potencia la efectividad que se puede perder si colocamos un anuncio en una pausa de siete minutos en la que los mensajes publicitarios se suceden sin parar. Pero, eso sí, la ley vigila que esta práctica se realice dentro de los cauces previstos.

Para ser exactos, la Ley 7/2010, de 31 de marzo, General de la Comunicación Audiovisual, en su punto 18.2, establece que “Está prohibida la comunicación comercial encubierta y la que utilice técnicas subliminales.”

En aras de evitar estas prácticas, la ley establece que los emplazamientos publicitarios deben estar debidamente señalizados para que un espectador siempre sea consciente de cuándo se le está informando y cuándo se le está tratando de vender un producto comercial. Por ello, en el caso que explicábamos antes, en el que los propios presentadores o actores hablan de un producto, este espacio se sitúa al principio o final del bloque del programa y con un distintivo que aparece en pantalla e indica que lo que se está visualizando es publicidad.

Algunos casos recientes

Sin embargo, muchas son las ocasiones en las que la CNMC (Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia) está interpretando que las cadenas pudieran no estar cumpliendo las normativa y sí ofreciendo contenidos publicitarios dentro de sus bloques, integrándolos en el discurso del programa.

Más vídeos en Antena3

 

 

Uno de los casos más recientes es el requerimiento a los canales de Atresmedia y Mediaset por, presuntamente, no haber señalizado de manera correcta un emplazamiento publicitario. En el caso de Atresmedia, se estaría hablando del espacio de ‘Karlos Arguiñano en tu cocina‘. En el programa del 12 de diciembre, por ejemplo, con una receta que utilizaba arroz, se habría visto la marca empleada. Además, el cocinero vasco habría hecho mención de las cualidades del producto.

En el caso de Mediaset, también hablamos de un espacio de cocina como es ‘Robin Food: atracón a mano armada‘, en el que el presentador, David de Jorge hablaba de uno de los utensilios usados en la cocina. En este sentido, la mención del producto podría haberse considerado, por parte del órgano competente, como publicidad encubierta integrada dentro del programa. También en ese mismo requerimiento se hacía mención al programa ‘Planeta Calleja‘, en el que el conductor del mismo hablaba de las características de su smartphone nuevo.

Éstos no son los únicos casos en los que Mediaset se ha visto envuelto en la polémica de la publicidad encubierta. El pasado mes de marzo, se conocía la noticia de que también la CNMC abría un expediente sancionador al grupo empresarial por presunto incumplimiento de la ley en su programa ‘Qué tiempo tan feliz‘. Esta práctica se considera una infracción de carácter grave y supondría una multa que podría ser de entre 100.001 a 500.000 euros. Se estaría haciendo referencia a una sección de salud y bienestar del programa en la que se podría estar haciendo promoción de los artículos empleados como tratamientos de belleza. La exposición de los envases, así como la remisión al site de la colaboradora que participa en la sección, vinculado a una distribuidora online, son algunos de los motivos por los que la CNMC habría tomado esta determinación.

Los responsables de la cadena no tardaron en salir a la palestra para defenderse, explicando que “Podemos afirmar de manera categórica que no hay elementos suficientes para considerar publicidad el contenido en el espacio al que hace mención el expediente, dado que ni se menciona la marca ni se muestra“. Éste sería un claro ejemplo de cómo, en ocasiones, los límites que establece la ley podrían resultar difusos.

qqtf-publicidad

Un caso muy parecido a éste se dio también durante el mes de diciembre del pasado 2014, cuando el programa ‘Sálvame‘ fue acusado por la CNMC de publicidad encubierta al emitir una sección de salud en la que también se hablaba de diferentes productos de una marca y se hacía referencia a un hashtag y a una página web comercial en la que, se aseguraba, se podía obtener más información.

Por último, haremos referencia a un caso en el que la multa por parte del organismo competente ya se ha hecho efectiva y que asciende a la cantidad de 355.132 euros. Hablamos de ‘Deportes Cuatro‘. La causa se refiere a 2012. Según explica el fallo “Se muestran la marca Adidas, los productos, las tres rayas de la marca, el logo Casillas is all in y All in (…) Is all in es el lema de la campaña más cara de la marca“. Como consecuencia, la cadena ha sido condenada.

Como vemos, la ley, encarnada en el órgano de la CNMC, está tomándose muy en serio la persecución de posibles casos de publicidad encubierta en televisión, vigilando de cerca a las cadenas, sus contenidos y cómo éstos se presentan frente a los espectadores.

Imagen | Cuatro, Telecinco
En BlogginZenith | Instagram y la publicidad: ¿encubierta?

 

En campaña con Zenith

Un comentario

  1. Lo de Karlos Arguiñano es un histótico, que siempre lo ha hecho haya estado en la cadena que haya estado. Y es que ese tipo de programas dan mucho juego para poder meter publicidad encubierta.

   

Deja un comentario

Tu correo electrónico no se verá en el comentario publicado.

Política de comentarios

Escribe tu comentario para que la comunidad pueda aprovecharlo. Los comentarios que no sean adecuados o se salgan de la temática del blog serán descartados, así como los promocionales, susceptibles de afectar a derechos de terceros, con insultos o de vulnerar las leyes.

Cuando se detecta una infracción de estas normas se podrá editar el comentario o simplemente eliminarlo, pero si la infracción es continuada, se podrá llegar a un bloqueo de la cuenta.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>