Estos son los 11 anuncios navideños más populares de la historia

anuncio-navidad

¿Cuál es ese anuncio de televisión, llamativo, entrañable, original y festivo que nunca podremos olvidar?  A lo largo de la historia de nuestra todavía joven televisión, las marcas se han puesto las pilas para traernos anuncios llenos de los mejores sentimientos y deseos para conseguir que nuestra Navidad fuera, a su lado, un poco más especial.

Hoy queremos hacer un recopilatorio por los 11 mejores anuncios de toda la historia navideña de la televisión española y vibrar de nuevo con esas piezas que, en unos pocos segundos, han sabido transmitirnos toda la magia y, lo más importante, un mensaje que nos invitara a consumir y a sentirnos felices al adquirir ese producto. ¿Preparados para un viaje en el tiempo?

Las muñecas de Famosa

Estamos en 1970, y la marca de juguetes Famosa está a punto de hacer historia en la televisión con el anuncio que ha preparado para esa Navidad. En él, muñecas de su casa, sobre todo, las que se querían promocionar: las andarinas, son las protagonistas de un cuento, como unos personajes más de la fábula navideña. La potente imagen y un villancico compuesto ex profeso convirtieron al anuncio no sólo en un clásico que se repetía cada año, sino en un referente cultural que saltó a nuestro acervo popular.

Rodolfo Langostino

La marca Pescanova logró subir su popularidad entre los compradores gracias a un icono publicitario que levantaba pasiones: el langostino Rodolfo, un “seductor” crustáceo que, con sus patillas y su pañuelo al cuello, desplegaba su encanto y su acento para convencer a las amas de casa de que compraran langostinos para las fiestas de Navidad. El personaje estaba claramente inspirado en la estrella del cine Rodolfo Valentino, uno de los primeros galanes audiovisuales de la historia que hizo nacer el fenómeno fan.

El mejor anuncio de Freixenet

Freixenet es una marca de las que pusieron de moda hacer un gran despliegue publicitario para Navidad. Sus anuncios son de los más famosos y comentados, por su despliegue técnico y la cantidad de estrellas que es capaz de reunir. Pero si tuviéramos que preguntarnos cuál es el mejor anuncio de sus cavas, tal vez nos quedaríamos con el del año 2000. Nos trajo un spot que homenajeaba sus anuncios desde 1967, que aunaba tradición y vanguardia en una época considerada de transición hacia cotas más felices.

Hola, soy Edu, ¡Feliz Navidad!

A veces, las marcas no saben la repercusión que un anuncio, pensado para que sea divertido y entrañable, puede tener en la sociedad que lo recibe. Uno de los mejores regalos que una empresa puede recibir es que el protagonista de su spot pase a ser un referente cultural reconocido por todos y que, años después, se siga repitiendo su famosa frase. Estamos en 1999 y Airtel consigue acertar con un anuncio que no podía ser más sencillo: un niño aprovecha las tarifas telefónicas para felicitar a todos por Navidad.

El Lobo, ¡qué buen turrón!

Estamos viendo que muchos anuncios navideños han conseguido triunfar y perdurar en la memoria gracias a una canción pegadiza tan popular y reconocible que consigue el efecto mágico de que el consumidor se vea transportado a la época navideña en cuanto la escucha. Eso sucede con la marca El Lobo, cuya pegadiza melodía tiene además el honor de ser la única sintonía española que en 2009 se registró ante la Euroagencia encargada de proteger las canciones publicitarias, para evitar que cualquier otra marca pudiera plagiarla.

El oso de Coca-Cola

Otra de las empresas que siempre dan lo mejor de sí mismas en cuanto a campañas se refiere es Coca-Cola. Si hablamos de sus anuncios navideños, podríamos hacer un completo repaso por míticos momentos. Pero nos quedamos con los spots navideños protagonizados por la familia de osos polares más entrañables de la historia de la publicidad. Nacieron para el anuncio de 1993 y han repetido campaña cada cierto tiempo, siendo casi como un corto de animación que cuenta con todas las ventajas del género para triunfar entre un público familiar.

Vuelve a casa, vuelve

El Almendro es otra de esas marcas que ha sabido sacar provecho de la estacionalidad y rentabilizar la época navideña uniendo sus valores de marca a las poderosas circunstancias emotivas de la Navidad, en la que los reencuentros familiares entre los personajes que protagonizan sus anuncios nos han dejado verdaderamente impactados. La emotividad se contagia a los espectadores, que se ven reflejados en una campaña que, con mucho acierto, es un clásico de estas fechas.

La familia García

Nos acercamos ahora a unos anuncios que publicitaban uno de esos raros acontecimientos que no todos los ciudadanos tienen la oportunidad de vivir. Se trataba de la campaña gubernamental de 2001, cuando la llegada del Euro era un hecho que traía el cambio de año y que había que explicar a los españoles. Para ello, se diseñó a la “clásica” familia española, llamada con uno de los apellidos más comunes de nuestra geografía: Los García. Estos muñecos de plastilina, con humor y paciencia, lograron transmitir su mensaje mientras la vorágine navideña nos devoraba.

Busco a Jacq’s

Uno de los productos estrella de la Navidad son los perfumes. A medida que avanzan las fechas y nos acercamos a Reyes, dejamos de ver publicidad sobre turrones y cava y nos centramos en los regalos y, entre ellos, el mercado de la colonia es uno de los sectores más importantes. Los anuncios de perfumes son espectaculares y recrean mundos de ostentación y fantasía increíbles. Uno de los más famosos que habrá nunca y que también se ha convertido en un referente para la gente de la calle es el que, en 1986, nos trajo a la modelo Monica Van Campen como la sensual motorista que viajaba incansablemente para encontrar a ese hombre que usara Jacq’s.

Campofrío

Hace apenas unos años, una marca ha saltado a la palestra, convirtiéndose en protagonista de las Navidades con unos llamativos spots que ya son clásicos. Con el referente de la crisis como fondo, esta clásica empresa de alimentación se reinventó a sí misma para destacar en el campo publicitario de una época bien concreta. Sus anuncios han sabido sacar rentabilidad a la “reunión de rostros conocidos”: humoristas, actores… su mensaje tiene la clara intención de empatizar con el espectador.

Iberia 2009

Para todas las grandes marcas, la campaña navideña puede ser un estupendo acicate. En 2009, la empresa de vuelos Iberia consiguió un gran éxito. El anuncio se estrenó directamente en YouTube tres días antes de hacerlo en televisión. Sus protagonistas eran una familia cubana que viajaban para reencontrarse con el abuelo de la familia, a quien la niña quería hacer llegar una bola de nieve, un objeto tan sencillo como imposible. Entrañable, familiar, emotivo, el anuncio supo dar en el clavo.

Imagen | wallpaperdesign
En BlogginZenith |  Estos son los 7 mejores anuncios de los últimos veranos

En campaña con Zenith

3 comentarios

  1. El anuncio de Iberia es de lo mejores de la historia. Y la frasecita de Edu caló hasta lo más profundo.

  2. El anuncio de Iberia es de los mejores y el de Edu caló hasta lo mas profundo

   

Deja un comentario

Tu correo electrónico no se verá en el comentario publicado.

Política de comentarios

Escribe tu comentario para que la comunidad pueda aprovecharlo. Los comentarios que no sean adecuados o se salgan de la temática del blog serán descartados, así como los promocionales, susceptibles de afectar a derechos de terceros, con insultos o de vulnerar las leyes.

Cuando se detecta una infracción de estas normas se podrá editar el comentario o simplemente eliminarlo, pero si la infracción es continuada, se podrá llegar a un bloqueo de la cuenta.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>