¿Están preparadas las marcas para el live-streaming?

El live-streaming es una de las tendencias del momento. Emitir contenido de vídeo en directo supone una gran forma de conectar con los usuarios. Ellos se están acostumbrando a que cada vez más plataformas y apps les ofrezcan este tipo de herramientas que ya forman parte de la cotidianidad del día a día.

¿También para las marcas? El consumidor primero es espectador. El live-streaming es una estupenda manera para venderse ante los posibles consumidores. Pero, ¿están las marcas apostando por ello? ¿De qué forma están aprovechando las virtudes de esta técnica?

El contexto del live-streaming

Una de las ventajas del live-streaming reside en el hecho de que cada vez hay más apps y plataformas que ofrecen esta posibilidad, por lo que las marcas pueden usar sus servicios sin tener que preocuparse de crear un software ex profeso. Sin duda, las redes sociales se convierten en una de las herramientas más buscadas. No sólo congregan a gran cantidad de público y usuarios, que pasan en ellas varias horas al día. Sino que en el desarrollo del live-streaming demuestran su preocupación por mostrarse cercanas, útiles y prácticas para las marcas.

Facebook es una de esas redes que está dando toda la relevancia a la retransmisión del vídeo en directo. Su deseo es no quedar atrás en la que se vislumbra como una de las batallas más competitivas por posicionarse junto a las marcas. En 2016, lanzó Facebook Live. A través del mismo, se envía una notificación a todos los contactos que son informados de la señal en directo. La interacción está asegurada a través de emoticonos y comentarios. En aras de promocionar esta herramienta, desde Facebook han reconocido que están subvencionado a empresas para que la usen y creen contenido que pueda atraer a los consumidores y, claro está, a otras marcas.

Una de las primeras apps que apostó por el live-streaming fue Periscope. De hecho, la aplicación se lanzó con esta funcionalidad como bandera para atraer a usuarios. La revolución que supuso Periscope fue el primer grano de arena para que muchas otras redes se fijaran en esta herramienta. Es una herramienta de Twitter y siempre se ha vendido como un instrumento muy fácil de usar. Hay muchos ejemplos de marcas que la han usado, como Spotify o Red Bull.

Instagram Stories es la funcionalidad de Instagram (y, a su vez, de Facebook). Y ha suscitado mucha polémica pues algunos lo comparan directamente con Snapchat, la otra herramienta que apuesta por el live-streaming de manera clara. Tanto Stories como Snapchat tienen una vigencia de contenidos de 24 horas. Algo que les hace más especiales y únicos pero también perecederos y de rápido consumo.

Apps y live-streaming

Al margen de las redes sociales, tenemos ejemplos de apps y plataformas diseñadas para que las marcas (y los usuarios) hagan uso del live-streaming desde donde quieran, como puede ser su propio entorno. Holyvent es una app para retransmitir eventos. No sólo se permite emitir desde el móvil, sino que posibilita el uso de varios dispositivos. Por lo que se pueden ofrecer diferentes puntos de vista y que un concierto o una conferencia sean cubiertos desde todos los ángulos que puedan interesar al espectador.

Una de las apps más populares para emitir vídeo en directo es Ustream, que surgió como una de las primeras opciones del mercado y se ha ido reformulando según las necesidades de los nuevos tiempos. Permite emitir desde pc o desde móvil y cuenta con interesantes opciones como el chat en directo. Comparte veteranía con otra famosa app: Livestream. Está pensado para cubrir las necesidades más diversas, como el hecho de que se pueda visualizar desde la televisión a través de los servicios de Chromecast o Apple TV. Busca diferenciarse en el tratamiento de la imagen. Permite retransmitir en HD, usar filtros o integrarse con cámaras GoPro, un elemento importante para eventos deportivos. La app presume de trabajar con más de 10.000 marcas, con nombres como Tesla, BBC o The New York Times.

¿Qué uso hacen las marcas?

Conocemos las virtudes y ventajas de esta herramienta pero, ¿la emplean las marcas? A pesar de ser conscientes de su poder para conectar con el público, ¿se han decidido a poner en marcha emisiones de vídeo en directo? Sin duda, su importancia crece cada vez más. Tenemos los datos de un informe de Brandlive, en el que se preguntaba a más de 200 directivos de empresas norteamericanas.

En él, el 44% de los mismos aseguró haber usado esta técnica en 2015. Y los datos mostraban una tendencia al alza. El 20% apostó por ella de forma mayoritaria en 2016. Algo para lo que iban a incrementar sus presupuestos. Una herramienta que el 39% juzga como importante, y el 20% como muy importante.

En España, desconocemos datos oficiales. Es un mercado que aún tiene que desarrollarse, pero algunos ejemplos nos revelan un futuro muy prometedor para el live-streaming. Es el caso de la iniciativa llevada a cabo por Mediapro y Facebook. Ambas empresas han llegado a un acuerdo para que la red social retransmita algunos partidos de fútbol de los que Mediapro tiene los derechos. Pues bien, hay que destacar el seguimiento que tuvo la semifinal de Copa del Rey entre el Barça y el Atlético de Madrid. Contó con dos millones de visionados, de los cuales, la mitad se corresponderían con conexiones españolas.

Las necesidades del live-streaming

Una de las grandes ventajas que el live-streaming ofrece a las marcas son sus bajos costes de producción. Como hemos visto con las apps que desarrollan esta función, se puede emitir a través de móvil, lo que supone abaratar en medios técnicos. Eso sí, es un tipo de formato que necesita de ciertos recursos “personales” que no pueden pasar por alto.

En la producción de vídeo, son claves figuras como el guionista, el director o el productor, trabajos que también son necesarios cuando hablamos del live-streaming. Pero si una figura ha de destacar especialmente es la de la persona que se pone frente a la cámara, el presentador que ha de conectar con el público. La profesionalidad que se le exige a esta persona tiene en cuenta conceptos muy importantes como el nivel de improvisación, para atender a las vicisitudes del evento. Pero también a una simpatía y cercanía obligatorias para empatizar con la audiencia.

Vivimos en la era de los youtubers y los instagramers, de chicos que hablan a cámara y conquistan a la audiencia con su peculiar forma de expresarse. El profesional del video-streaming debe aunar las cualidades de éstos y enfocarlas desde la seriedad que requiere que la imagen de la marca no se vea dañada. Y como muchas de estas conexiones ofrecen chat en directo, también puede ser fundamental que tengamos un community manager interactuando con los usuarios que nos están viendo. Se trata de “nuevas” profesiones que atienden a las nuevas necesidades de mercado y a los nuevos formatos de comunicación.

Muchos ejemplos

Tenemos muchos ejemplos de marcas, plataformas y contenidos que están inmersos en las utilidades del live-streaming. Como decimos, es una tendencia al alza pues permite conectar con los usuarios de una forma única.

En ocasiones, os hemos hablado del futuro de la televisión y la relación con el mundo de Internet. Pues bien, algunas cadenas optan, directamente, por aprovecharse de las ventajas que el uso del vídeo en directo puede tener. Así, uno de los canales más influyentes de Estados Unidos, AMC, responsable de productos como ‘The Walking Dead’ ofrece en su web servicios de livestream desde los que emite algunos capítulos de sus series.

Contenido relevante para el usuario. Eso es lo que algunas webs que apuestan por el live-streaming quieren dar a los internautas. Por ejemplo, desde Revista Caras no dudan en emitir eventos en directo relacionados con el mundo de la moda, como el desfile de Michael Kors en la Semana de la Moda de Nueva York. Una forma perfecta de conectar con los intereses de su audiencia.

Una de las campañas más famosas de live-streaming en Facebook fue la desarrollada por la marca de moda Boohoo el año pasado. La marca ofreció a sus seguidores un concurso en el podían ganar diferentes premios si respondían correctamente a unas preguntas. Había una cuenta atrás, diferentes usuarios compitiendo entre sí… ingredientes muy suculentos para entender su éxito. Más de 300.000 comentarios y visualizaciones avalan esta propuesta.

En España, tenemos una startup que ha apostado por el mundo del live-streaming y cuyos servicios están teniendo bastante repercusión entre marcas y usuarios. Se trata de Gooru.live, que ofrece la tecnología necesaria para gestionar la retransmisión de todo tipo de eventos en directo. Posibilita la creación un canal de televisión, así como opciones de almacenamiento o de edición de vídeos. Entres sus clientes se encuentran nombres como Decathlon, Marca o Telva.

Un interesante ejemplo de cómo el streaming gana adeptos en nuestro país lo tenemos con el Camaleon’s Challenge, desarrollado por Hello Media Group para la marca de cosméticos Camaleon. El propósito era promocionar un nuevo pintalabios y el contenido consistió en el seguimiento en directo, durante doce horas, de tres blogueras. Las chicas probaban la resistencia y durabilidad del producto mientras realizaban todo tipo de acciones: comer, beber, dar besos…

Tendencias dentro del live-streaming

Dentro del universo del live-streaming hay muchos contenidos diferentes que se pueden ofrecer para que esa relación con el cliente fructifique.

Uno de los usos más comunes que se dan es el de la demostración de productos. Explicar y enseñar un producto en vídeo y en tiempo real hace que los consumidores lo perciban de una forma más cercana. Y puede mejorar el tiempo de conversión pues puede ser clave en el proceso de toma de decisiones. Además, favorece la interacción con el cliente. Animarle a que sea él el que nos hable de su experiencia con el producto ayudará a convencer a otros consumidores.

El live-streaming sirve también para darnos a conocer como empresa. No son pocas las marcas que utilizan esta herramienta para hacer un tour por sus oficinas y mostrar cómo son por dentro. Ver las instalaciones y a los trabajadores da una imagen de cercanía y proximidad que favorece la conexión con el comprador. También se puede usar para ofrecer entrevistas con directivos o expertos. Algo que aporta relevancia al contenido.

El infotainment es clave en este sentido. Se trata de un término del que cada vez oímos hablar más. Combina información con entretenimiento y está siendo muy usando por muchas marcas que apuestan por el live-streaming. Se trata de aportar relevancia sin perder el lado lúdico y divertido. Las marcas que, por ejemplo, se suman a las tendencias virales que triunfan como pueden ser, en estos momentos, el mannequin challengue, lo saben de sobra. Un mannequin challenge te permite mostrarte divertido y simpático y, al tiempo, presentar tu compañía, tus trabajadores o tus productos.

Hay muchísimas acciones con las que las marcas se pueden implicar dentro del mundo del live-streaming. No olvidemos que el vídeo es uno de los formatos publicitarios preferidos pues es una forma directa y práctica de conectar con el consumidor. Y de aportarle contenido útil. Ofrecer un evento en directo, o una exposición, una conferencia, una presentación… Proponer un reto o retrasmitir un concierto. La imaginación y la creatividad están del lado de esta herramienta.

El live-streaming es una de esas herramientas imprescindible para las marcas, a las que también plantea un reto. Se trata de aprovechar sus ventajas de cara a conectar con la audiencia, sí. Pero también la obligación de las empresas por apostar por estas nuevas herramientas y trabajar con ellas so pena de quedar desbancadas en una carrera muy competitiva.

Imagen | Facebook Live, Periscope, Snapchat

En BlogginZenith | ¿Es el vídeo el rey del marketing de contenidos?

En campaña con Zenith

Un comentario

  1. Es muy interesante todo lo que las marcas pueden hacer por acercarse a los usuarios gracias al live streaming

   

Deja un comentario

Tu correo electrónico no se verá en el comentario publicado.

Política de comentarios

Escribe tu comentario para que la comunidad pueda aprovecharlo. Los comentarios que no sean adecuados o se salgan de la temática del blog serán descartados, así como los promocionales, susceptibles de afectar a derechos de terceros, con insultos o de vulnerar las leyes.

Cuando se detecta una infracción de estas normas se podrá editar el comentario o simplemente eliminarlo, pero si la infracción es continuada, se podrá llegar a un bloqueo de la cuenta.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>